10/8/09

El llanto de dios o la noche del diablo

El llanto de dios o la noche del diablo
drama en un acto de Andrés Castuera-Micher


Personajes:

Claudia
Dios
Diablo

el cantinero y aquellos
que estuvieron en el bar aquella noche.


A media luz en el bar se alcanza a distinguir una pareja bailando. un borracho canta a todo pulmón una vieja balada que entre sus frases dice: “si dios me quita la vida antes que a ti.” A la derecha en una mesa un par de borrachos platicando de cualquier tontería, del lado izquierdo una mesa vacía con un par de vasos, un par de sillas y un letrero de “reservado” al centro. de pronto entra un elegente caballero de smoking negro conservador, sombrero y bastón.

Dios
Mientras se sienta. Tal parece que esta noche no habrá mucho que hacer...

Cantinero
¿Lo de siempre?

Dios
Si, lo de siempre, siempre llega tarde...

Cantinero
Que si le sirvo lo de siempre.

Dios
Si. Gracias.

Cantinero
Cree que venga. mientras le sirve en el vaso agua y le deja la botella a un lado.

Dios
Nunca falta... solo que tiene esa costumbre de hacerme esperar...

en ese momento entra diablo, con su smoking, el somrero y el bastón idénticos a los de Dios. Quita el letrero del centro de la mesa, lo arruga, lo avienta al suelo, Dios molesto se para a recoger el papel.

Diablo
Mi viejo amigo... ¿Cuándo llegará el día que dejes de levantar todo lo que tiro?

Dios
El mismo día que dejes de tirarlo todo. ¿Ahora porqué tan tarde?

Diablo
No, no, estás mal... Tu eres el que llega demasiado temprano... Como si el mundo se fuera acabar si no llegas..

Dios
Eso quisieras condenado Diablo... Si de eso pides tu limosna. Pero aquí estoy para lo que se te ofrezca...

Diablo
Que te cuesta un día llegar un poquito tarde.... Lo suficiente para que ya no puedas arreglar mis asuntos...

Cantinero
Pregunta a diablo. ¿Lo de siempre?

Diablo
Si, lo de siemrpe, este señor que no me deja trabajar...

Cantinero
No, que si le...

Dios
Por el cantinero Que si te sirve lo de siempre..

Diablo
Si.

El cantinero sirve vodka en el vaso de diablo y deja la botella a un lado.

Diablo
Pues aquí me tienes... Dispuesto a ganarte otra vez...

Dios
Eso es lo peor del caso, que siempre te quedas con la idea de que ganaste, lo que menos tolero de ti, es que no sabes jugar limpio...

Diablo
Pero desde luego que no...

Dios
¿En que nos quedamos?

Sacan al mismo tiempo una agenda de bolsillo idéntica, solo que dios la lee de derecha a izquierda y diablo de izquierda a derecha,

Diablo
Ah, como olvidarlo...

Dios
Oh no, de ninguna manera vamos a hablar al respecto, a ese ancianito ya déjalo en paz...

Diablo
No, no seas así, fue lo mas divertido de ayer... ¡Viste como le daba ese infarto cuando vío la ametralladora que traía el ratero! ¡Lo viste!

Dios
Dije que no...

Diablo
Fue perfecto...

Dios
A otra cosa. Ese viejito ya me lo quedo yo.

Diablo
No seas cabrón, es lo mejor que me ha salido en todo el mes...

Dios
Si es que algo te puede salir bien...

Cada vez que citan un hecho o persona consultan su agenda y hacen algunas notas, sus plumas también son iguales, pero el diablo es zurdo y dios es diestro.

Diablo
Te lo cambio por la monja del martes... La hago virgen otra vez.

Dios
No, no me conviene. Por la monjita y el cartero.

Diablo
Mira nada mas, y se supone que el gandalla soy yo.

Dios
Bueno, entonces el viejito se salva...

Diablo
Esta bien. Anota y palomea algo en su agenda A la monja la desviolo, y...

Dios
Te deshaces del perro que muerde al pobre del cartero todos los lunes...

Diablo
Repite de mala gana Me deshago del perro que muerde algunos lunes...

Dios
Todos...

Diablo
Todos los lunes al cartero... Listo...

Dios
Marca su agenda Bueno, entonces, repetimos el asalto, y tu ganas...Ni hablar. De todos modos a ese pobre hombre lo iban a atropellar en dos meses.

Diablo
Pero eso lo sabemos nada mas nosotros diosito. Entonces no te queda mas que cumplir...

Dios
Toma de su saco una baraja, y se la entrega al diablo Toma pues.

Diablo
Juega la carta sobre la mesa Ahí va... Entra el anciano... lo que el Diablo narra comienza a suceder simultaneamente, el diablo lo disfruta, ante el disgusto de Dios. Se cae el borracho de la silla... la pareja se separa...

Dios
El cantinero sirve la cerveza del anciano...

Diablo
El viejito saca su cartera de la bolsa del pantalón.. y tarán...

En ese momento entra un ratero con ametralladora en mano, gritando de cosas, todos menos Dios y Diablo se tiran al suelo, el anciano comienza a caer de un infarto. Lo que ahuyenta al ratero. Los borrachos salen corriendo. La pareja que bailaba intenta ayudarle al anciano. El cantinero se acerca.

Cantinero
Es inútil, esta muerto.

Diablo
Ni hablar. Será mejor que saquen ese cuerpo de aquí, antes de que se metan en problemas...


Dios
¿Cómo se te ocurre? Aventarlo así a la calle...

Cantinero
Pues si, si no me cierran el lugar...

Diablo
Y no queremos meter en problemas a nuestro anfitrión...

sacan entre el cantinero y el hombre de la pareja el cuerpo del anciano

Dios
Saca una baraja, la arroja en la mesa mientras Diablo contempla la escena Por lo menos que lo recojan.

Cantinero
Entra sorprendido Que cosas, en cuanto lo dejamos en la calle pasó una ambulancia y se lo llevó... Ojalá puedan salvarlo..

Diablo
¡Que casualidad! ¿No amigo? Enfadado con Dios Quedaste de no ayudarle...

Dios
No le ayudé, solo que no podía permitir que se quedara ahí tirado...

Diablo
Quedaste en algo y no lo cumpliste... Eso no se vale... Ahora verás...
Saca otra baraja y la arroja en la mesa, en ese momento la pareja comienza a pelear, el hombre arroja a la mujer contra la mesa y la golpe


Dios
Saca otra carta, la arroja a la mesa. Calma demonio, no tan rápido... Golpes no... En ese momento el la deja de golpear y se arrodilla a pedirle perdón, ella lo perdona y se abrazan amorosamente.

Diablo
No me vengas con tus escenitas cursi... Otra carta mas El borracho se para y le agarra una nalga a la mujer, el hombre enfurecido comienza a golpearlo ante la desesperación de la mujer que comienza a gritar Golpes sí, si que si, muchos madrazos esta noche. Pásele a ver los madrazos...

Dios
¿Acaso no tienes imaginación? ¡Golpes! No, si te rompiste la cabeza pensando que hacer...

Diablo
No puedes negar que me eché al ruquito...

Dios
Bueno, ya basta de peleas. Juega otra carta en la mesa, en ese momento se abrazan la pareja y el borracho y comienzan a cantar alegremente al unísono ¡Así me gusta! Todos bien portados...

Diablo
Ya, ya estuvo bueno de mamaditas... avienta una carta al aire muy enojado, en ese mismo momento la mujer saca una pistola, le dispara al hombre, luego mata al borracho y finalmente se pega un tiro en la cabeza, ante el regocijo del diablo que comienza a masturbarse por debajo del pantalón mientras observa la escema.

Dios
Enfadado se abalanza tras el diablo, lo aprieta del cuello mientras lo amenaza Esta si se te paso de la raya maldito diablo... No te bastó con una muerte hoy.. ¿No te bastó?

Diablo
Con dificultad al estarse asfixiando No... soy insaciable...

Dios
Esto si no te lo perdono...

Diablo
Te recuerdo que estás obligado a perdonar... ¿O que? ¿Me vas a matar? No se te permite matar... Así son las reglas... Logra soltarse

Dios
Pues a veces me gustaría cambiar akgunas de esas reglas...
Diablo
Pero no puedes Dios, que pena me da...

El cantinero sacando los cuerpos.

Cantinero
Siempre que están aquí sutedes dos me meto en problemas.. No se porque sigo dejándolos entrar...

Diablo
Por la própina... ¿O no?

Cantinero
Pues... si, pero una noche de estas verán como no los dejó entrar...

Dios
Ensimismado Algún día hallaré la forma de deshacemre de ti para siempre... No se como, pero la hallaré... Es imperdonable tu actitud...

Diablo
Pues ya ves. No tienes otra opción.

Dios
Mira Diablo, ya lo verás, en una de esas halló la forma y ¡Se acabó el diablo!

Dios se pasea molesto de un lado al otro, mientras Diablo bebe su whisky, en ese momento se le caen las cartas a Diablo y en ese preciso instante entra Claudia, una atractiva prostituta. Entra por la izquierda donde Diablo recoge sus cartas, cuando ve sus piernas delante, sin disimularlo le ve los calzones. Dios por su parte al verla entrar la mira fijamente y la sigue con la mirada hasta la mesa del otro lado donde ella se sienta. Dios se dirige a su mesa sin dejar de mirarla. Al igual que el Diablo que no le ha quitado la vista de encima.

Claudia
Mientras observa el lugar dice al cantinero Lo de siempre... Lo de siempre.

Cantinero
¿Cómo voy a saber que es lo de siempre si nunca la he visto por aquí?

Claudia
Digo que lo de siempre. Termino en un lugar como este... A estas horas... Sin ganas de nada.


Cantinero
¿Algo de tomar?

Claudia
Si, tequila. Del mas corriente por favor...

Claudia se queda contemplando, con la mirada perdida. Diablo ha terminado de recoger sus cartas. Dios la contempla sentado.

Dios
Por lo menos a alguién voy ayudar hoy...

Diablo
¿A una puta?

Dios
Llámala como quieras, pero en la mirada se le nota que me necesita...

Diablo
En la mirada se le nota que se la metieron hasta el fondo... Y no mames, hasta crees que vas a poderla ayudar... Mejor ni te metas.

Dios
No me subestimes... No sabes de lo que soy capaz.

Diablo
Apostaría lo que quieras a que primero te la coges antes de que la convenzas de que deje de ser puta...

Dios
Que tonterías dices.

Diablo
Ninguna tontería... Yo se lo que te digo. Te la vas a acabar cogiendo.

Dios
Ya verás que no.

Diablo
¿Con que retándome? ¿Apostamos?

Dios
Jamás...

Diablo
¿No estas tan seguro? Ándale, apuéstale dios... Vamos a ponerle precio a tus milagritos...

Dios
¿Apostar contigo? ¿Qué podría yo apostar contigo?

Diablo
La vida.

Dios
¿La vida? ¿Cómo se te ocurre? Eso no puede ser.

Diablo
¿No acabas de decir que algún día hallarías la forma de destruirme para siempre? Pues allí tienes la oportunidad...

Dios
Pero morir uno de los dos... ¿Y que pasará?

Diablo
Pues mira dios, es muy sencillo, este juego cada vez es mas reñido y mas DIFÍCIL. Este bar ya es muy chico para los dos. Creo que ha llegado el momento de que uno de los dos se retire del juego... Así de sencillo.

Dios
Pero ¿acaso te quieres morir? Es obvio qur vas a perder, es mucho mas fácil que esa pobre mujer quiera corregir su vida a que yo... a que yo.. . pues termine enredado con ella...

Diablo
Bueno entonces ve, gana la apuesta y me muero... Pero no hay marcha atrás. Y lo sabes.

Dios
¿Tienes una idea de lo que estas apostando?

Diablo
Si, es muy sencillo, si te coges a la puta, adios dios, hasta nunca... Me quedaré con todo el bar, haré lo que me plazca. Tendrás que aceptar tu muerte... Por el otro lado, si ella decide ser buena, y no caes en sus redes sino ella en las tuyas... Y cambia su vida... o cualquier señal de que ha sucumbido ante ti, ante tus propósitos... Adelante, en ese mismo instante decretaré y ejecutaré mi muerte y se acabó. ¡No mas diablo!

Dios
Acepto. Mañana solo quedará uno de los dos...



Diablo
Ajá.

Dios
Es un riesgo muy grande, pero después de lo que has hecho hoy te lo mereces. Acepto. Dios y Diablo se dan la mano aceptando la apuesta.

Dios y Diablo
Apostado.

Dios
Ahora verás lo fácil que es... Saca una de sus cartas, la eleva para tirarla a la mesa, Diablo lo detiente.

Diablo
No, no, asi no. Creo que por la magnitud de la apuesta deberá jugarse limpiamente. Diablo saca sus cartas, las deja a un lado, se quitá el saco , el sombrero lo deja en el suelo, se arremanga la camisa. Sin trucos, como un humano mas. No se vale magia en esta apuesta, pues será la última para uno de los dos...

Dios
De acuerdo. Hace lo mismo que Diablo Pero tu no debes usar ningun truco.

Diablo
Yo no haré mas que observar, no necesito nada más.

el diablo sube la piernas a la mesa, se queda contemplando. El cantinero sale con una cubeta y un trapeador hacia afuera del escenario. Dios se acerca a Claudia, quien continúa observando la nada , ella toma un trago de su tequila. Dios Se para frente a ella y sin mayor preámbulo comienza.

Dios
¿Qué harías si Dios viniera esta noche?

Claudia escupe el trago de tequila sorprendida por la pregunta, voltea a ver a dios, lo contempla, suelta una carcajada

Claudia
¡Que pendejada mas grande! ¿Dios?

Dios
¿Si?




Claudia
¡Salud! Mala copa amigo... Aquí sirven demasiado cargado el trago...Pero debo reconocer que es la pendejada mas original que he escuchado... Y por eso te has ganado el privilegio de invitarme otro tequila...

Dios
¿No me respondes?

Claudia
¿No hay tequila?

Desde la frase anterior el diablo se ha parado a servir la copa, se acerca a la mesa y se la sirve.

Diablo
El que quieras. Regresa a su mesa.

Claudia
Mira, la verdad no lo había pensado... Y por favor no me hagas pensar ahorita, no soy buena para eso. Además estoy en mi hora de descanso... O en mi hora de no puteria, como quieras llamarle.

Dios
No tienes que reponder si no quieres... quizá no lo sepas.

Claudia
No me estés chingando... La mera verdad, estoy bastamte cogida hoy como para aguantar este tipo de mamadas... Las mamadas las hago yo, ¿esta claro?

Dios
¿De que estás descansando?

Claudia
No te hagas pendejo... De coger, y coger. O sea que como quien dice deja de decir puterias porque de todos modos no estoy a la venta en esos momentos... como dicen los gringos estoy “out of service” o pa’ que lo entiendas mejor, si estas caliente, vete a hacer una chaqueta. Y gracias por el tequila. No es del corriente.

Dios
La verdad es que yo solo quería platicar contigo, y escucharte...

Claudia
¿Te cae? ¿De veras? ¡No mames!



Dios
No, ya se que aquí las mamadas las haces tu. Yo no, Yo quería escucharte y hablarte...

Claudia
¿Sabes? Nadie me quiere para platicar. ¿Porqué tu si?

Dios
Porque me importas.

Claudia
Eres el primero que me lo dice.¿Sabes? Me caiste bien, eres el primer guey que en lugar de verme las tetas me esta viendo a los ojos... Y además ya me pusiste a pensar en la pendejadota que me preguntaste... Reflexionando ¿Qué haría si dios viniera esta noche? ¡Si Dios viniera esta noche! No mames... Suponiendo que ese cabrón se cayerá de su pinche cielote y tuviera la puta suerte de caer en este pinche bar... Si ese cabrón se me parara enfrente... Le partía su puta madre ¿sabes? Lo agarraría a madrazos hasta que me explicará porqué carajos no le partió la cara a mi papá cuando me metió la verga en la regadera cuando tenía doce años...comienza a llorar ¿A ver Dios? le diría... ¿Por qué vienes hoy que soy una puta, y no hace cinco años que era una niña de secundaria preparándose para el festival de fin de año?.. Y después, cuando estuviera bien madreado dios en el suelo, le arañaría todo el cuerpo, y le enseñaría como aprendí a defenderme esos días que el no tuvo tiempo de hacerlo. Y si para ese entonces el puto no me ha pedido perdón... Lo violaría yo a él para que sienta lo que yo sentí, y lo violaría aquí, en este pinche bar de mala muerte para que se sintiera tan miserable como yo...

Dios
Sin tener casi palabras, le acaricia el cabello No sabes cuanto lo siento... Lo siento mucho.

Claudia
No, no me tengas lástima, eso déjaselo a Dios. A ver si así viene como tu dices... ¡Mira nada mas! Ya me hiciste llorar y ni te conozco... Pero eso te pasa por estarle preguntando pendejadas a la gente...

Dios
¿Cómo te llamas?

Claudia
Claudia... Claudia... Claudia.



Dios
¿Qué pasa? ¿Te molestó que te preguntara tu nombre?

Claudia
Lo que pasa es que ya se me había olvidado... Nadie me lo pregunta.

Dios
Yo si Claudia.

Claudia
Me caes bien, nunca me habían preguntado algo asi, ni me habían visto a los ojos, ni me habían preguntado mi nombre... Hasta siento bonito estar platicando contigo... Págame..

Dios
¿Qué?

Claudia
Págame, ándale, para que no tenga que irme... Por favor, ya tengo que volver a la maldita calle... Si no hay dinero me pegan... Y tu me gustas, estoy bien a gusto aquí. Siempre quize estar con alguién que me preguntara mi nombre, que me dejará hablar... Siempre me callan con la verga en la boca. Ándale cabrón, págame ¡Para que me quede! Te voy a hacer sentir muy bien, así como tu a mí...

Dios
Pero...

Claudia
Pero nada. ¡Ándale! Soy muy buena en esto, además siempre quize hacerlo con cariño... Lo besa, dios en un principio se resiste, pero termina cediendo en un pasional beso con claudia quien no quiere dejar de besarlo, finalmente con cariño separa sus labios de los de él Aunque no me lo creas, nunca había besado a alguién... Ahora, dime que quieres que me quede... ¿O que? ¿No te gusto? Mírame bien... Quédate, obligame a quedarme... Yo ya te dije lo que haría si viniera Dios esta noche. Ahora quiero decirte lo que voy a hacerte a ti esta noche...

Dios
No, espera...

Claudia
No, no ahora que estoy tan bien... Si no te gusta entonces detenme... Si no traes dinero no me importa ya, me cobró con el tequila que me diste y con este cuerpo que quiero besar, y con esas preguntas pendejas que haces... Claudia comienza a desnudar a Dios, mientras lo desnuda le besa los labios y el cuello. Cuando lo ha desnudado completamente, lo observa ¿Qué pasa? ¿No te excito? Anda, mírame tu a mi...


Dios
Claudia, pero escúchame, yo solo quería platicar...

Claudia
Se quita la falda y la blusa , seduciéndolo y rodeándolo con las prendas
Pues platícame mientras me haces el amor... Siempre he deseado que alguién me platiqué, y me acaricié, sin lastimarme... Se le pone frente a frente, se quitá el sostén, descubriéndose el busto, toma la mano de Dios y la pone sobre sus senos lo invita a acarciarla llevando su mano con la de ella Así, asi es como me vas a acariciar... Ahora ven, ven y déjame que te haga el amor. Déjame hacerte mio... Tiende a Dios sobre la mesa, ella se sube encima de el, lo abraza quedando piel con piel, sin quitarse aún el calzón, pues incita a Dios a que lo haga poniéndole las manos en el resorte para que sea el quien termine de desnudarla mientras lo besa y roza su cuerpo, finalmente Dios no puede mas, se entrega a ella, justo cuando está por despojarla de su ropa interior, Claudia descubre que Dios no se ha excitado

Claudia
¿Qué pasa? ¿No te gusto?

Dios
Si, porfavor no te detengas, sigue. Haz que valga la pena mi muerte...

Claudia
No exageres... Pero como puedo seguir si no se te para... ¿Qué pedo? ¿A poco eres puto?

Dios
¡Es que nunca lo había hecho antes!

Claudia
Rápidamente se pone la blusa y se arrodilla junto a Dios quien se viste a medias Perdóname, perdóname, ¡Siempre hago todo mal! porfavor, no te enojes... Soy un pendeja, perdoname, perdoname... Te obligué a algo que no querías... Perdón, pero es que soy una pinche puta... No se hacer otra cosa... ¡Soy un pendeja!

Dios
La abraza y la recarga en su hombro Perdóname tu a mi... pero es que...


Claudia
No, tu no tienes nada de que disculparte, yo ,yo que soy una puta pendeja, que auyento con mis caltenturas a un cabrón que de verdad se interesó en mi... Un momento de silenciio, Dios la tranquiliza con un abrazo A todo esto como te llamas...



Dios
Mirándola fijamente a los ojos
Dios...

Claudia se queda paralizada, lo mira fijamente a los ojos, descubre la verdad de lo que ha dicho en su mirada, es víctima del pánico, sin poder dejar de mirarlo se pone la falda, sin ponerse los zapatos se dispone a salir corriendo

Claudia
¡No! ¡No! ¡No puede ser! ¡Puta madre!

En el último grito Claudia sale corriendo justo en ese momento entra el ratero que había entrado antes. Le dispara a Claudia al toparse con ella. Cae muerta de inmediato, el Diablo sobresaltado salta de la silla, Dios se tiende de rodillas y la abraza

Dios
¡Claudia! ¡Claudia!

El diablo se acerca y le coloca la mano en el hombro

Diablo
¡Que pena que haya acabado así! Pero, ni hablar, perdiste...

Dios
¡Pero ni siquiera pude lograr nada!

Diablo
Pero eso a mi no me importa, bien que le gritabas que no se detuviera que hiciera que tu muerte valiera la pena... Perdiste Dios...

Dios
Si tan siquiera hubiera valido la pena...

Diablo
Ese es pedo tuyo,¡quien diría que a Dios no se le iba a parar!

Dios
Deja de burlarte... Solo a ti se te ocurre venir a cobrar tus deudas cuando Claudia murió injustamente.

Diablo
¿Así que se llama Claudia? Como si a alguién le importara. Pues ahora el que se muere eres tu...

Dios
Las deudas de juego son deudas de honor... Besa los labios de Claudia Ahora que te quedarás solo ¿me haces un favor?

Diablo
¿Cuál cabrón? ¡Ya muérete güey!

Dios
¿Puedo escoger mi muerte?

Diablo
Es algo que no puedo negarme a concederte... He esperado tanto este momento... ¿Cómo es que morirá Dios?

Dios le dice al oido a Diablo su deseo, Diablo sonríe, se despiden con un abrazo, Diablo saca sus barajas, las avienta gritando por todo el escenario, este comienza a oscurecerse y a alumbrarse de manera intermitente. De pronto, el tiempo se ha regresado al momento en que Claudia estaba arrodillada junto a Dios. Diablo contempla la escena de pie.

Claudia
Ambos a medio vestir Perdóname, perdóname, ¡Siempre hago todo mal! porfavor, no te enojes... Soy un pendeja, perdoname, perdoname... Te obligué a algo que no querías... Perdón, pero es que soy una pinche puta... No se hacer otra cosa... ¡Soy un pendeja!

Dios
La abraza y la recarga en su hombro Perdóname tu a mi... pero es que...


Claudia
No, tu no tienes nada de que disculparte, yo , que osy una puta pendeja, que auyentó con mis caltenturas a un cabrón que de verdad se interesó en mi...Un momento de silencio, Dios la tranquiliza con un abrazo A todo esto como te llamas...

Dios
Sin permitir que Claudia lo vea a los ojos, le responde
Abel


Claudia
Bonito nombre. Oye Abel, ¿quieres ir a caminar conmigo?

Dios
Si...

Se toman de la mano. Justo cuando Claudia va a salir Dios se le adelanta en el momento justo que entra el ratero, se topa con Dios y le dispara, cae muerto al instante. Diablo comienza a reirse aterradoramente, Claudia sin saber que hacer e intimidada por las risas diablo sale corriendo, Diablo se acerca, se cerciora de que Dios esta muerto al tocar su sangre




Diablo
Dios ha muerto... ¡Al fin solo! ¡Al fin!

La risa de Diablo es fuerte y desenfrenada, poco a poco en una transición impactante, mientras contempla el cuerpo de Dios, Diablo comienza a llorar hasta terminar arrodillado ante el cuerpo de Dios, su llanto es tan desenfrenado como su risa de el momento anterior

Diablo
¿Gané? ¿Gané? ¡Que he hecho! ¡Amigo! ¡Mi amigo! ¡Que he hecho! No puedes irte, ¿Quien hablará de mi si no habla de ti también?.. ¡Matándote me maté dios! ¡Amigo! ¡Dios! ¡no!

Entre los gritos del diablo el escenario se oscurece. Se percibe poco a poco a media luz el mismo escenario que al principio, la pareja bailando al centro, en la mesa de la derecha los dos borrachos platicando y el borracho cantando “si dios me quita la vida antes que a ti” y la mesa de la izquierda con el letrero de “reservado”.De pronto entre diablo con dos bastones en una mano, bajo el hombro lleva el saco de otro smoking. Se le nota desarreglado desfajado y va cargando en la otra mano la urna con las cenizas de Dios. se sienta a la mesa, va por las botellas de agua y vodka. Pone el saco de Dios en la silla de Dios, sirve agua en el vaso de Dios y en el suyo Vodka.

Diablo
Salud amigo... ¿En que nos quedamos?.. Saca las dos agendas de los sacos, las compara, anota. Luego saca las cartas, las reparte. Ve la mano de barajas que le corresponde a su amigo Hoy pierdes cabrón... ¡Cabrón! Pega un último grito desesperado ¡Cabrón!

La luz se desvanece mientras se cierra el telón. 17-junio-2001

FIN

1 comentario:

  1. Wow poeta!!! Está buenísimo!!! Me encantaría verlo en vivo!

    ResponderEliminar